Después de sentarme en el asiento 22C de mi vuelo a Newark, escuché a un niño preguntar a sus padres cuándo terminaría el vuelo. ¡Aún no habíamos despegado! Luego, por un segundo,  recordé que estaba sola, la pregunta no era para mí, podía relajarme y dormir un rato, leer, meditar o lo que quisiera, me sentía libre…

…unos segundos después la culpa interrumpió mi calma, reclamando que yo no debería sentirme tan alegre por haber dejado a mis tres hijos, mi trabajo y esposo por una semana de vacaciones, sola. Otra voz comenzó a justificar las razones de mi viaje: debía vacunarme y eso era importante. La voz de la culpa me cuestionó: ¿realmente necesitas 8 días para eso, y tan lejos? Decidí tomar el camino que mejor conozco: usar mis audífonos y meditar (*Más abajo encontrarás tips para meditar).

woman on airplane

Foto: Pixabay

Esto me ayudó a crear espacio para mis pensamientos, emociones y así el presente apareció. Yo me hice presente, el yo que quería conocer, saludar y celebrar, y otra vez se hizo presente para guiar: Yo merezco ser amada, mis necesidades son importantes y no hay ningún “ellos” sin “yo”. Si yo estoy bien, mi familia y trabajo también florecerán. Se sintió como un abrazo cálido y pude relajarme hasta quedarme dormida y despertar cuando estaba cerca de mi destino.

Durante esos 8 días de vacaciones en los que, por primera vez en 20 años, estuve sola, aprendí 3 valiosas lecciones que quiero compartir contigo.

Foto: Unsplash


Lección 01: conectar contigo misma te permite desapegarte y fluir


Solemos tener ideas estrictas sobre cómo deben ser las cosas, para luego no saber cómo lidiar con los resultados no esperados. Cuando esto ocurre nuestro enfoque es muy angosto y nos apegamos tanto a un resultado en particular que no permitimos que la creatividad o “suerte” llegue.

Conectar con nosotras mismas significa preguntarnos: ¿Quién soy? Y luego: ¿Qué quiero? ¿Qué es lo que mi alma y corazón más desean? A menos que exploremos la raíz de nuestros deseos, estos se mantendrán desconectados de nuestras necesidades reales. Y esta es la clave:

“Cuando conectas profundamente contigo mismx tus deseos son iguales a tus necesidades”

El viaje llegó como una de esas ideas del alma. En Diciembre del 2020 lo escribí como parte de mi visión para el próximo año: viajaría, a algún lugar, sola y conectaría con amigos en el exterior. Al inicio intenté apartar esa idea controlada por losdebería”, como ir con mi pareja para reavivar el romance en medio del ajetreo del trabajo y los niños. Pero no funcionó y seguí, deshaciéndome de los “debería” y permitiendo que la vida me mostrara el camino.

 

Foto: Andrew Moca

Lección 2: No estás sola, cuando estás dispuesta a recibir, el amor llega.

Estaba preocupada por estar sola porque mi POR QUÉ es la conexión, yo soy feliz con otros a mi lado, además de ser extrovertida, así que ¿qué pasaría si me sentía “sola”? En efecto me sentí sola… por segundos, y estaba tentada a “llenar ese vacío” con algo: trabajo. Cuando me percaté de ese impulso dije “¡NO! Sal a caminar, respira y espera…”. Entonces, empezó la magia.

Aparecieron personas a las que estimo en mi camino, ya que les había contado sobre el viaje. Fue una locura, pasé días enteros con amigos que habían sacado tiempo de sus vidas para pasarlo conmigo, sólo hablando, caminando, comiendo, haciendo ejercicios, viendo tiendas, todo de acuerdo a los gustos que compartimos.

Foto: Priscilla Du Preez

Era como si la vida me dijera: “No estás sola, encontrarás en tu camino todo lo que necesites”. Y no sólo llegaron los viejos amigos, sino también nuevos amigos y clientes a los que conocía por primera vez y pudimos compartir experiencias maravillosas como comer helado a medianoche, hacer yoga en Central Park, soul cycling en Hudson Yards, comiendo en Soho, en lugares maravillosos, paseando o tomando matchas en el Upper West Side junto al Hudson.

Para estar dispuestos a recibir debemos creer que somos dignos de ello. Así que sólo dilo, como un mantra:

“Soy dignx de recibir todo lo que necesito. Soy dignx de amor”.

 

Foto: Jeniffer Araújo

Lección 3: Tu trabajo, hijos y pareja florecerán a medida que reciban una versión de ti más libre, feliz, empoderada y en calma.

Lo más interesante es que no extrañé mi vida (como ya se habrán dado cuenta, vivo por la libertad) pero sí pensé en lo mucho que me gustaría compartir algunas de esas experiencias con cada uno de mis familiares. Y, en parte, lo hice porque los llamaba y conversábamos plenamente por facetime, disfrutando juntos de NYC. ¡Incluso corrí 8 km en el Hudson en compañía de mis hijos!

Corrí, caminé, remé y pedaleé muchísimo (¡registraba alrededor de 30.000 pasos cada día!) y me sentí INCREÍBLE. En cambio, en casa, con mucha menos actividad, necesito fisioterapia, de lo contrario comienzan los dolores y las lesiones.

El último día sí quería regresar, porque estaba tan llena de energía, salud, amor y era el Día el Padre, entonces quería agradecer a mi esposo por ser equipo en esta aventura de criar a nuestros hijos.

Ya de regreso en casa nos divertimos muchísimo con los niños. Por supuesto, los regalos fueron entregados, usados y compartimos. Luego de la siesta, hablé con mi esposo sobre su semana, la mía, todas las historias, personas y lugares que conocí. Me sentí afortunada y él se veía feliz… (y cansado también jajaja).

Los padres que trabajan necesitan tiempo libre y nosotros necesitamos equidad en casa. Necesitamos permitirle al otro conectar y hacer lo que necesite hacer por sí mismo, por nosotros y por nuestro hijos. Y no es sólo para uno de nosotros, es para ambos. Ahora bromeamos al respecto pero descubrimos que mi esposo ya había hecho viajes así y yo no me había dado cuenta. Lo más probable es que sea un sesgo inconsciente que crea la (innecesaria) culpa excesiva que, como mujeres, nos mantiene atadas a satisfacer expectativas…

Es por eso que todos necesitamos DESCANSO/TIEMPO LIBRE, solos, incluso en espacios de horas, SOBRE TODO las mujeres porque tenemos tantas nuevas conexiones neuronales que hacer en nuestro cerebro, cerebro que ha sido codificado para la sumisión, esclavitud y subestimación.

Por favor, no esperes a tener 70 años, cuando tus hijos y nietos ya no te necesitan, porque eres digna de ese descanso HOY, te lo mereces.

Y parejas, sean compañía en el camino, no se victimicen ni manipulen a través de la culpa, ya tenemos bastante de eso. Ya verás que, de regreso, te encontrarás con una persona maravillosa, esa de la cual te enamoraste, además que tú y tus hijos agradecerán el tiempo compartido contigo.

Con gratitud y la esperanza de que vayas a lugares y recibas todo lo que la vida tiene para ofrecer.

Denise.

______

*Tips para meditar: soy una gran meditadora, he estado en este camino desde el 2003, por lo tanto puedo decir que: Es la mejor manera que conozco para ser LIBRE de elegir y crear una vida próspera. Nuestros patrones de pensamiento están tan grabados que sólo si creas suficiente espacio interno y silencio, podrás descubrirlos y cambiarlos.

Yo combino la meditación con llevar un diario (esto lo hago antes) y de esta forma me brindo las 4 A de amor:

  • Atención: preguntándome cómo me siento, qué está pasando y escribiendo respuestas.
  • Apreciación: reconozco 3 cosas que salieron bien y por qué de mi día (esto viene de la investigación realizada por el Dr. Seligman y escrita en su libro Flourish).
  • Afecto: el tiempo, espacio y presencia conmigo misma.
  • Aceptación: está bien recibir lo que sea que está ocurriendo dentro de mí, incluso cuando actúo fuera de mis valores y carácter. Me doy compasión y total aceptación.

La meditación tiene un componente de respiración controlada o enfocada (pranayama), durante tu meditación puedes elegir sólo enfocarte en la respiración y eso está bien. Yo usualmente hago dos tipos en este orden: alternar la respiración por las fosas nasales (Nadi shodhana) porque afecta directamente al nervio vago activando el sistema parasimpático, seguido por la respiración Ujjayi (googlealo). Luego de eso paso a meditación mantra, tengo una especial para mí, me la entregó mi maestro en uno de los talleres de Deepak Chopra, pero también uso otros dependiendo de lo que quiera/necesita, como “moksha” para libertad, “shanti” para paz o alguna meditación de David Ji en Spotify o Insight Timer, tiene meditaciones maravillosas.

El tiempo que dediques depende de ti. Hay experimentos y ciencia detrás del tiempo que se le dedique pero en mi caso hago 30min de cada uno, es decir, 30min de meditación mantra y 30min de silencio y sí, le dedico una hora. Partiendo de esto, yo comenzaría con 5min al día e ir avanzando a partir de ahí. Es mejor hacer un poco día a día a no hacer nada. También podrías hacer repeticiones de 5 minutos a lo largo del día. Yo medito dos veces al día porque me hace sentir bien y empiezo a ver la “magia” pero quizás tú no quieras/necesites eso. Sólo sigue tu camino.

Denise Dziwak.

Denise Dziwak. Biografia.Denise Dziwak trabaja como coach, consultora de negocios, conferencista y autora, habiendo publicado recientemente su libro Florecer en Familia. La Casa Interior.

Si quieres trabajar con Denise puedes ver su programa de coaching para Florecer AQUÍ.

Si quieres que te envíe recursos, tips gratuitos y nuestras novedades, ¡súmate al grupo de mujeres que ya están floreciendo!

¡Gracias por suscribirte a mi newsletter! Pronto estarás recibiendo novedades.